Nuestro orgullo: Contigo+Viajes

Nuestro orgullo: Contigo+Viajes

CONTIGO + Viajes

Com2Be ha comenzado a trabajar con la agencia Contigo+Viajes, un proyecto empresarial de dos emprendedores que creyeron que podían aportar algo nuevo al sector: un turismo inclusivo. 

Contigo+ es más que una agencia, no solo por el hecho de que están especializados en la organización de viajes culturales y de ocio, autogestionados por entidades y asociaciones de personas con diversidad funcional; sino porque, además, con cada viaje reservado por cualquier particular, empresa o centros educativos se realiza una donación a la asociación de utilidad pública u ONG que elija el cliente.

Com2Be tiene por delante una tarea a largo plazo de :

  • Rebranding, creación de una nueva web funcional para la empresa y relanzamiento al mercado la marca.
  • Comunicación: abriendo canales comunicativos y lanzando contenidos de interés para su target.
  • Marketing: Invirtiendo en la proyección y visibilidad de su marca para ampliar su cartera de clientes. 

¡Os mantendremos informados de este proyecto del que estamos tan orgullosas!

Un balance positivo

Un balance positivo

¡¡Despegamos!!

Ya ha pasado medio año desde que esta aventura comenzó y el balance no puede ser más positivo. Desde este momento, periódicamente te enviaremos un pequeño resumen de nuestra actividad, las lecciones aprendidas y algunos de nuestro sector que creemos pueden ayudarte.

Además, como compartir es vivir, te haremos partícipe de todo lo que nos parezca interesante y creamos puede ayudarte.

Trabajo y estrés

Trabajo y estrés

¿Sabías que...? 

Una pequeña cantidad de estrés puede ayudarte a recordar mejor las cosas, pero una gran cantidad puede impedir recordar cosas.

Los 4 consejos de Com2Be para gestionar el estrés en el trabajo:

  1. Establécete tiempos de trabajo y descanso y asigna a cada tarea su duración.
  2. ¡Prioriza tus tareas y aprende a delegar! Es imposible que te encargues de todo... ¡el día solo tiene 24 horas! Así que aprende a priorizar y a delegar, los que te rodean, son igual de buenos que tú.
  3. No interrumpas tus tareas para abrir el correo... ¡sabes que nunca te mandan nada más que nuevas tareas! Así que aprende a cerrar un tema antes de iniciar otro o... ¡te volverás loco!
  4. Permítete un tiempo de relax para ti mismo. Puede ser deporte, series, lectura... Pero es imprescindible disfrutar de un tiempo de desconexión cada día.
Síndrome de visual informático

Síndrome de visual informático

¡Cómo volver al trabajo sin hacer sufrir a nuestros ojos!

La evolución humana ha dado al hombre una muy buena visión central, para que en su etapa más primitiva, pudiera ir de caza con éxito. Sin embargo, dado que la mujer era la encargada de vigilar la cueva y realizar las labores del hogar, pudo desarrollar una buena visión periférica. Pero... ¿y ahora qué pasa? ¿Qué visión necesitamos? ¡¡La visión próxima!! Así que, como os imaginareis, nuestros ojos han tenido que adaptarse a estas nuevas necesidades. 

Por eso, cuando volvemos a la oficina, solemos notar lo que se llama "fatiga visual", una molestia que se puede evitar con 6 fáciles consejos:

  1. Asegurarnos que nuestra visión es correcta.
    Cualquier pequeña graduación no corregida repercutirá en el cansancio de los ojos y nuestro cansancio general.
  2. Mantener la postura adecuada cuando estamos leyendo o ante la pantalla.
    Postura erguida, espalda apoyada en la silla y la pantalla a, como mínimo, 50 cm de distancia de nuestros ojos.
  3. Evitar reflejos en la pantalla.
    Si se producen reflejos, el ojo debe realizar un esfuerzo aún mayor. Existen muchas soluciones para evitarlos, como los filtros de pantalla o las lentes para reducir la fatiga visual, además de una correcta iluminación.
  4. Descansar los ojos con la regla del 20-20-20.
    Cada 20 minutos de trabajo, descansad 20 segundos mirando a 20 pies (5-6 metros) mientras se pestañea.
  5. Evitar la sensación de ojo seco.
    Gotas humectantes pueden aliviar esta sensación que no solo sienten los usuarios de lentes de contacto.
  6. No olvidar parpadear.
    Si normalmente pestañeamos cada 4 segundos (15 veces por minuto), ante la pantalla, nuestro ritmo de parpadeo se reduce en un 70%.